HOMEPAGE

Conocer Chequia
 
Información sobre la Rep.Checa
 
Personalidades – historia

 

Exploradores checos – 2ª parte

 
photo: Jan Welzl (eskymo)
 

Cada nación tiene sus personajes famosos, cuyos nombres evocan enseguida aventuras, países exóticos y cosas nuevas y desconocidas. La República Checa no es una excepción. En la segunda parte de esta “serie de exploradores“ seguiremos las huellas del aventurero, explorador, cazador, narrador, el cacique de esquimales, pero sobre todo, el incansable amante del norte Jan Eskymo Welzl.Exploradores checos – 2ª parte

 
 
Jan Welzl nació el 15 de agosto de 1868 en Zábřeh na Moravě (Map). Ya a la edad de 16 años empezó a viajar por el mundo. Viajó a pie a Viena, Génova e incluso cruzó los Balcanes enteros. Después de una corta parada en Záhřeb lo esperaron tres años en el servicio militar obligatorio, que luego proclamó como los años más difíciles de su vida. Por las veleidades de la suerte llegó a Hamburgo, donde trabajó como fogonero, maquinista y ayudante de cocina en un buque de vapor de ultramar. Por coincidencia de circunstancias llegó a parar en la construcción del ferrocarril Transiberiano y en la ciudad de Ircutsk. Al Welzl, que toda su vida soñaba sobre la libertad del espíritu, se le ocurrió allí una idea interesante que llegó a influenciar su vida posterior. Decidió atravesar Siberia hasta el Océano Ártico. En una de las islas de Nueva Siberia cazaba osos, vendía pieles e incluso se desempeñaba como hábil artesano. Con una jauría de perros repartía correo y mercancía en el Ártico. En su nuevo campo de acción gozaba de gran estima y en 1903 fue elegido como cacique y juez supremo. Su nombre adquirió fama en toda la zona del norte y lo llamaron Arctic Bismarck y los esquimales nativos lo llamaban Moojok Ojaak (El Comeosos).

En la primera mitad de los años veinte del siglo pasado naufragó con su buque Seven Sisters en el Océano Pacífico. Salvó su vida y las autoridades norteamericanas lo devolvieron a Europa, considerándolo sólo un extranjero indocumentado. Así, después de más de treinta años, apareció en 1928 en el lugar de su nacimiento - Zábřeh. En ese entonces se le ocurrió aprovechar las vivencias de sus viajes y con la colaboración con los redactores del Periódico Popular escribió libros que le dieron fama.

La pasión de Welzl por las llanuras heladas era tan fuerte que decidió emprender otro viaje al norte. No obstante, su viaje terminó en la frontera de Canadá y Estados Unidos en Dawson, donde vivió hasta el final de su vida y trabajó en el invento de Perpetuum mobile. Murió allí el 19 de septiembre de 1948 a la edad de 80 años.

En su ciudad natal Zábřeh, donde fue nombrado ciudadano de honor, se realiza cada año un festival de los bufones “Welzlování”. En la ciudad se encuentra también su estatua e incluso su museo.


 
Autor: Petra Hubálková
 
Añadido: 02.11.2012
 
 
 

Artículos relacionados

 
Personalidades – historia
 
 

Emil Zátopek

Es un hecho generalmente reconocido que el deporte checo está lleno de extraordinarias...

 
 
Personalidades – historia
 
 

Tomáš Baťa

Tomáš Baťa, famoso vecino de la ciudad checoslovaca de Zlín, es considerado como uno de los...

 
 
Personalidades – historia
 
 

San Wenceslao

(aproximadamente 907 – aproximadamente 935)

 
 
Personalidades – historia
 
 

Exploradores checos – 2ª parte

Cada nación tiene sus personajes famosos, cuyos nombres evocan enseguida aventuras, países exóticos y...

 
Favoritos

Historia de las Artes Plásticas

¿Qué aconteció en el arte plástico en los comienzos de la historia checa…

Condiciones climáticas

La República Checa es un estado de Europa contiental que se encuentra situado…

Los descubrimientos más importantes de la actualidad

En las últimas décadas, la ciencia checa ha contribuido con muchos…

Lengua checa

El checo es un idioma que pertenece al grupo de las lenguas eslavas…