HOMEPAGE

Conocer Chequia
 
Información sobre la Rep.Checa
 
Historia

 

Los Luxemburgo y Carlos IV

 
photo:  ()
 

Después de la muerte de Wenceslao III, el último descendiente masculino del linaje de los Premislidas, se sucedieron al frente del estado unos cuantos reyes, ninguno de los cuales fue capaz de asegurarse una posición fuerte. Una parte de la aristocracia y de los abades, sintiéndose insatisfechos con el gobierno de Enrique de Carintia y del Tirol (Jindřich Korutanský), conspiraban para realizar un cambio radical en la monarquía, y con el acuerdo del emperador Enrique VII destronaron al rey. El emperador preparó el matrimonio de su hijo Juan con la hasta entonces no comprometida hermana del último rey premislida - Eliška. De esta manera se ascendió al trono como rey de Bohemia entre los años 1310 y 1346 Juan de Luxemburgo.

 

La aristocracia empezó exigiendo del nuevo rey un documento inaugural mediante el cual el soberano se comprometiera a mantener sus prerrogativas y privilegios. Su control y vigilancia fue tan exhaustivo que poco a poco Juan de Luxemburgo (conocido en luxemburgués como Jan de Blannen, Jean vu Letzëbuerg, y en checo como Jan Luxembursky) se resignó a no intervenir en la política interior , usando el reino de Bohemia sólo como campo de operaciones para los intereses imperiales. Su gran influencia en los asuntos internacionales está documentada por la frase que se hizo proverbial en las cortes europeas: "Sin el rey checo nadie hace lo que hay que hacer".

Mandó a su primogénito Wenceslao, futuro emperador Carlos IV (Karl I. vu Lëtzebuerg, Karel IV) a la corte francesa para que se educara en ella. Wenceslao fue margrave de Moravia en vida de su padre, y posteriormente rey de romanos. Su padre votó por él en tanto que rey de Bohemia. En esta época, Juan de Luxemburgo estaba ya completamente ciego, cosa que no le impidió tomar parte en la batalla de Crécy, en 1346, al lado del rey de Francia. La batalla, librada en los comienzos de la llamada Guerra de los Cien Años, terminó con una rotunda victoria de los ingleses. En ella perdió la vida Juan de Luxemburgo. Su hijo Carlos también fue herido, aunque, por suerte para la Corona checa, no gravemente.

Carlos IV ya era, en el momento de subir al trono, un político experimentado. En el año 1344 acordó con el papa Clemente VI, que precisamente había sido profesor suyo en Francia, la conversión del obispado de Praga en Arzobispado. El último obispo, Arnošt z Pardubic (Ernesto de Pardubice) fue elevado a la dignidad arzobispal. El 7 de marzo de 1348 se inauguró la más antigua universidad de la Europa Central y del Sacro Imperio Romano Germánico; la Universidad Carolina. Fue fundada como institución pedagógica para estudiantes de todo el imperio; consecuentemente en su dirección llevaban la voz cantante las nacionalidades extranjeras. Carlos IV también ordenó la construcción de la Ciudad Nueva de Praga, del Puente de Carlos, que unía la Ciudad Vieja de Praga con Malá Strana -donde esta hoy el castillo-; comenzó las obras góticas de la Iglesia de san Vito , y construyó varias fortificaciones, la más importante de los cuales es el castillo de Karlštejn, bautizado precisamente según su constructor. Incluso la forma actual en el que se encuentra la Corona de san Wenceslao , una de las partes más significativas de las joyas de la coronación checa, tiene su origen también en los tiempos de Carlos IV.

En el año 1355, en Roma, Carlos IV fue coronado emperador del Sacro Imperio Romano-Germánico , el título más alto del mundo en esa época. Un año más tarde proclamó por todo el imperio la Bula de Oro, en la que establecía que para ser elegido emperador sería suficiente contar con una mayoría de los votos de los príncipes electores. El soberano checo ocupaba el primer lugar entre ellos, y el trono checo, al revés que el de los otros electores, se hizo desde entonces hereditario incluso en línea femenina -es decir, en el trono checo podría sentarse la hija del anterior monarca.

Carlos IV se propuso acabar con las tensiones y desaveniencias con la nobleza. Supo hacer ciertas concesiones. En los años cincuenta elaboraba la ley territorial conocida como Maiestas Carolina, pero en ella la aristocracia creyó contemplar un ataque contra sus privilegios; entonces el emperador prefirió quemar el manuscrito. También la Iglesia supuso una oposición a su gobierno; durante su reinado aumentaron tanto su influencia como sus propiedades.

Carlos IV se casó cuatro veces a lo largo de su vida. Dichos matrimonios, motivados políticamente, tenían realmente el objetivo de ganar territorios o fortalecer la posición internacional del reinado. Aparte, Carlos IV es autor de una especie de autobiografía escrita en latín, Vita Caroli. A causa de sus contribuciones al estado checo y por el significado que tiene dentro del desarrollo de la historia checa, se le da el sobrenombre de Padre de la Patria .

 
 
Autor:
 
Añadido: 17.12.2009
 
 
 

Artículos relacionados

 
Historia
 
 

El movimiento husita y el legado de...

Una gran depresión económica afectó a las tierras checas en el reinado de Wenceslao IV, hijo de uno de...

 
 
Geografía
 
 

Misiones extranjeras del Ejército de...

Después de convertirse en miembro de la Organización del Tratado Atlántico Norte y de la Unión Europea...

 
 
Historia
 
 

Siguiendo las huellas de la UNESCO...

Dentro del viaje para conocer los monumentos de la UNESCO es indispensable enseñar también las ciudades...

 
 
Historia
 
 

Baja Edad Media y comienzo de la Edad...

Al inicio del siglo XV, los países checos registraron una decadencia económica. Al contrario en el siglo...

 
Favoritos

Historia de las Artes Plásticas

¿Qué aconteció en el arte plástico en los comienzos de la historia checa…

Condiciones climáticas

La República Checa es un estado de Europa contiental que se encuentra situado…

Los descubrimientos más importantes de la actualidad

En las últimas décadas, la ciencia checa ha contribuido con muchos…

Lengua checa

El checo es un idioma que pertenece al grupo de las lenguas eslavas…